Juandi vuelve a casa por Navidad

Juan Diego López regresa al Hércules San Vicente después de algo más de tres años y medio de aquel fátidico penalti, apto sólo para lanzadores valientes, que dejó al equipo eliminado de la promoción de ascenso a Primera División. El ala de 35 años de físico prodigioso, como lo demuestran sus cambios de ritmo, acordó en las últimas horas su fichaje hasta final de temporada con la directiva bajo la frase de “caímos juntos y nos levantaremos juntos”. El pasado sábado ya debutó en la victoria del Senior ante Bahía Santa Pola.

“San Vicente del Raspeig es un pueblo que respira fútbol sala por todos sus costados. Era necesario que resurgiera un proyecto con ilusión y potencial como este, y quería formar parte de él una vez más” asegura el propio Juandi sobre las razones de su fichaje. “Ha sido clave la amistad que me une con Carlos Parra. Ha sido siempre un fiel compañero de mis batallas y me alegra que haya querido contar conmigo para su equipo y su proyecto”.

“Salgo ahora mismo de una lesión de espalda. El propio Parra me ofreció completar mi recuperación e ir cogiendo la forma con ello. Eso es porque siempre ha tenido fe en mí y se la quiero devolver en la pista” apunta el ala sobre su relación con el entrenador Carlos Parra. “Él es uno de mis mejores amigos y le respeto muchísimo. Evidentemente la situación ahora es distinta, él es el entrenador y yo el jugador y por ello acato mi rol y le obedeceré en todo. Entiende el deporte como yo y eso lo hará más fácil”.

“Mi objetivo personal es volver, tras la lesión a ser el que era” reflexiona Juandi. “Pero los objetivos importantes son los grupales. Quiero ascender y ganar la liga con el Hércules San Vicente. Conseguir un ascenso con compañeros y amigos de hace 15 años sería precioso, sumado a una base joven y unos juveniles muy comprometidos con el proyecto. Así da gusto volver a casa”.

Entrevistas, Primer Equipo and tagged , , , ,

Deja un comentario

Zurich
No volver a mostrar

Facilidades para abonados y seguidores de HSV
Me interesa